Se cumplen ya 36 años del asesinato de John Lennon en una infame noche de diciembre en Nueva York. El ex beatle fue disparado cinco veces por Mark David Chapman en la puerta del edificio Dakota donde Lennon residía. El asesino se tiró horas esperando a Lennon en la misma puerta de los Dakota extrañamente pasando inadvertido. Incluso llegó a pedir un autógrafo a su víctima horas antes de dispararle. Lennon fue declarado muerto por una pérdida masiva de sangre a las 11.30 de la noche. Recordamos a John Lennon con uno de sus mejores temas, esos increíbles “juegos mentales” de 1973.