tumblr_lu3xluBEYo1qlpgbmo1_1280

El 10 de abril del año 1976 va a hacer 40 años, , actuó por vez primera en Berlín. Era la gira de “Station to Station”, la gira del duque, del “Thin White Duke”, su búsqueda espiritual en el mundo de Bertold Brecht, Christopher Isherwood-el escritor de las historias berlinesas— , de Salvador Dalí -ponía “El perro andaluz en la gran pantalla- , el Bowie de Man Ray y ,también, su nueva obsesión musical:Kraftwerk.

Pocas semanas antes se había estrenado “El hombre que cayó a la tierra”, la extraña película de Nicholas Roeg, en la que interpretaba a un “alienígena fascista” e incluso por posesión de drogas lo había metido en la cárcel en Rochester. Era una cocainómano empedernido, como los vieneses de comienzo de siglo , desde Freud hasta Egon Schiele, con el que estaba obsesionado y quería interpretarlo en el cine.

En aquella noche de semana santa en Berlín se enamoró completamente de Berlín. Un travestí impresionante llamado Romy Haag tuvo la culpa. La chica regentaba la disco de moda en Schöneberg y la llamaron para que prestara a David y pudiera utilizar un Mercedes 600. Bowie quedó fascinado de la belleza de Romy y es que además era coleccionista de discos e incluso tenía un pequeño estudio en su casa.

t2-starman-82784515_121293b
Romy se quedó perplejo cuando Bowie le pidió que le llevara al sitio justo donde estaba el búnker de Hitler, que todavía en esas fechas se podía ver en el descampado que se había convertido la plaza Postdam. . Hoy en día es imposible saber donde está . Por lo menos, para el visitante a Berlín. Están enterrado entre los nuevos pisos berlineses. Pasaron la noche juntos , aunque David se sintió ofendido porque de la amplia colección de discos de Romy , no había ni un sólo disco de Bowie.

FASCINADO POR EL MURO

Terminada la gira, David se había quedado fascinado por el muro, el Charlie Point, los votos y la plaza Postdam , el bunker de Hitler etc y quiso excavar en la potencia que había acabado con III Reich. Decidió conocer la Unión Soviética. Así que el 18 de abril, desde Helsinki, vía Varsovia , David Bowie , Iggy Pop y su secretaria Coco Schawab -todavía es su secretaria y su mano derecha en Iso- viajaron a Moscú. Se alojaron en el famoso hotel Metropol , tras celebrar el vigésimo noveno cumpleaños de Iggy. Hay fotos en la Plaza Roja, hay fotos de como Bowie aún se obsesionó con el comunismo y su retórica de estilos soviéticos. Los dos tipos de absolutismos bien distintos. Hasta el punto que el 2 de mayo hacía su entrada en la estación Victoria de Londres, en coche descubierto y haciendo el saludo nazi. Bowie siempre viajaba en tren . Ya tenía acrofobia , que se ha acentuado más en estos últimos años. Con esa entrada en Londres, Bowie fue masacrado por la Prensa. El prefería que le llamaran “fascista lunático”.

20140524_bkp506
Bowie e Iggy pasaron la mayor parte del verano en Suiza, luego , grabando el fantástico álbum “The Idiot” , a las afueras de París, en el castillo de Herouville, donde decían que de noche veían los fantasmas de George Sand y Chopin, que habían vivido allí. Más tarde grabaron en Munich, hasta que David decidió que debían volver a Berlín para encontrarse con Romy y su magnífica discoteca. Finalmente, “The Idiot” con temazos como “China Girl” , se sacaría y mezclaría en el estudio más famoso de Berlín. Es decir, los estudios Hansa By The Wall. El estudio había sido un “dance hall” de los nazis en los años treinta y desde sus ventanas se podía ver perfectamente el Muro de Berlín.

pic-bowiewalk-neu

GRABAR CON EL MURO EN LA VISTA

Coco encontró una maravillosa casa para alquilar en Schöneberg, en la calle Haupthstrase, una mansión de siete habitaciones. Allí se instalaron los tres. A Bowie le hicieron una entrevista en el Berliner Morgen Post y dijo que “Berlín le ofrecía las cosas que no le daban ni Londres ni Los Angeles”.

Naturalmente ,estaba como pez en el agua ,durante aquellas noches salvajes berlinesas. Las noches de Chez Romy y,sobre todo, la jungla nocturna del Dschungel Natürlich , el cabaret de los travestís o el “exquisito” Hotel Ellington de la droga , con un “nigh-club” de la era de Weimar , donde se entretenían los nazis. Todo ello le fascinaba , pero bebía y bebía y tomaba coca y más coca, y más coca. Hasta que a mediados del mes de noviembre, sobre las seis de la mañana, Bowie quedaba ingresado en el Hospital Militar Americano de Berlín, víctima de un grave ataque al corazón. Coco había conseguido colarle, a pesar de que no era norteamericano, por cuestión de urgencia, diciendo que ella era su esposa y que había sufrido el colapso por culpa de la bebida. Era otra sustancia el origen del infarto.. Bowie sobrevivió , pero fue la primera muesca del diablo de su corazón , que acabó con el triple bypass, que le tuvieron que poner hace ahora diez años, en Hamburgo . Desde aquello , Bowie es el nuevo Howard Hughes de la música.

bowie-in-berlin
En la última entrevista que tuve con Bowie, en el hotel Intercontinental , en Londres, con motivo de la promoción del álbum Reality, en el 2003, fue la primera vez en que me habla de la sal de carnicería del escenario de Ziggy en el Rainbow, su venganza de Life on Mars” , con Sinatra y de aquel ataque al corazón berlinés, algo absolutamente desconocido para mí. Me sentí halagado, porque me contaba cosas que nunca había contado. Desgraciadamente , no le he vuelto a ver desde aquel día londinense.

A finales del mes de noviembre de 1977, a la semana siguiente, Bowie tuvo el alta médica del hospital militar americano. Se dio cuenta de que debía dejar esa vida y,sobre todo, la coca. Con miedo, pasó las Navidades en su casa de Clos Des Mesanges , en las colinas de Ginebra. Incluso con su todavía esposa Angie y su hijo Zowie, que ahora es Duncan Jones, el buen cineasta, el director de “Moon”.

Pero bronca tras bronca con Angie , discusiones y más discusiones, Bowie soñaba con su libertad de Berlín. Así que el 8 de enero ya estaba celebrando en el restaurante Savignyplatz su cumpleaños , con Iggy, Coco y,por supuesto Romy Haag, amén de otros amigos de las noches de Berlín. Luego directamente, pasaron a al cabaret Dschungel. La noche sería larguísima.

Heroes Recording Session/ David Bowie
Aunque parecía que hiciese gran vida social, lo cierto es que pasaba mucho tiempo de aquel invierno metido en su casa de Hauptstrasse , componiendo y,sobre todo, pintando , en su intento de convertirse en Schiele. Se surtían de “delicatessen” en el cercano KaDeWe, un supermercado de corte occidental. El barrio no era precisamente un barrio de lujo. Bowie visitaba a la modista llamado Skoda y trataba de establecer una relación musical con Klaus Krüger, que vía cerca y era el batería de Tangerine Dream. Se sabe que trabajaron juntos un par de semanas.

EL RETORNO A LA METROPOLIS DE LA UFA

La mayor parte de las tardes las ocupaba en el famoso Dschiungel, ahora es propiedad de un hotel de lujo, pero a veces se entusiasmaba , le deba el morbo de pasar por el puesto fronterizo del Bose Brucke , donde podía acceder a la parte oriental, en el paso llamado Bornholmeestrasse, donde acudía a la East Side Gallery para ver algunas de sus pinturas favoritas alemanas.
A pesar del frío, Bowie decidió que los ensayos de la Gira de “Low” fueran ni más ni menos que en los estudios UFA o lo que quedaba de ellos. Los famosos estudios de donde salieron “Metropolis” o las películas de propaganda nazi o incluso ese Hollywood que hicieron con la UFA. Por ejemplo, me sorprendió el “Titanic” que hicieron en el estudio. Allí en Babelsberg, tras un mes de ensayos, se decidió que la gira fuera de Iggy Pop.

MosCol2
Bowie iba a ser sólo el teclista en la banda. Así lo ví en Madrid en el mes de marzo, increíblemente en el pabellón de Carabanchel, hasta de que la plaza de Toros de Vistalegre se hiciera un pabellón multiusos. Con muy poca gente. Nadie entendía nada de aquellas canciones de “The Idiot”. Luego, llegó incluso la gira norteamericana. David sufría y sufría con los viajes de avión. No los podía soportar. Se moría de miedo. Encima había empezado a tener miedo también de los ascensores.

LA CAMISETA DE LA CALLE DEL GATO

Pero a mitad del mes de mayo, le había prometido a John Lennon viajar a Hong Kong para celebrar el numero uno de “Fame” del año anterior. Bowie viajó, naturalmente, con Iggy . Lennon son su hijo Sean , de camino a Tokyo, donde les esperaba Yoko. De aquella aventura hay una anécdota que me contó el propio Bowie. En una de las tienduchas de la calle del Gato en Honk Kong , John quiso comprarle una camiseta donde estaba su imagen. John pidió precio y el tendero chino le dió un precio. Ni siquiera se dio cuenta de que le estaba vendiendo una camiseta del propio John. Bowie se moría de la risa , con John con su camiseta en la mano , discutiendo el precio con el chino.
Bowie estaba realmente enamorado de Iggy. Volvieron a su casa berlinesa a finales del mes de mayo . Y el 8 de junio ya estaban grabando el álbum de Iggy, “Lust for Life , “ en los estudios Hansa. El disco era maravilloso con “Lust for life” , que compuso David con un ukelele , viendo televisión en casa o la maravillosa “The Passanger” de aquellos acordes de Rick Gardiner, el guitarrista.

Terminado el disco, Iggy y David viajaron a París para el estreno de “El hombre que cayó a la tierra”. Para las fotos , se hizo acompañar de la americana Sydney Rome, una fan empedernida de David. Bowie hacía entrevistas y sólo hablaba de la belleza de Berlín. En cualquier caso, encontró en el hotel George V , su hotel favorito, a Bianca Jagger , que estaba trabajando en un film llamado “Flesh Coloured” . No se sabe si por venganza a Mick o por puro morbo , el caso es que Bianca convenció a Bowie para pasar una semana en el Marbella Club de Málaga. Hay fotos de aquel “largo fin de semana de amor”, en la Costa del Sol.

bowie14n-10-web
David Bowie volvió sólo a Berlín, a finales del mes de julio. En los primeros días del mes de agosto ya estaba instalado en el estudio 2 de Hansa By The Wall. Es el estudio con una gran sala , la misma que utilizaron como “ball room” los nazis. Bowie había llamado otra vez Brian Eno, que se instaló en la casa de Haupstrasse. La novedad es que Eno también había invitado a su gran amigo Robert Fripp de King Crimson , los “dos pussycats” , dos mujeriegos empedernidos y ambos decisivos en el nuevo álbum de Bowie. Los creadores ni más ni menos que “Heroes” , un tema que iba a ser sólo un instrumental compuesto por Eno, pero que al final Bowie puso y melodía y letra, basándose en el nuevo amor de su productor Tony Visconti, que a pesar de estar casado con la cantante que descubrió Paul Mc Cartney, es decir, Mary Hopkins , Tony vivía una historia de amor tórrida con la cantante de coros Antonia Moos. Cuando Bowie canta los dos amantes besándose frente al mismo muro, es porque David los vio besándose realmente, frente al muro, desde la enorme cristalera del estudio Hansa, donde tuve la fortuna de grabar un álbum diez años después. El album “Heroes” se terminó en el lago Ginebra, con las mezclas en el estudio de Roger Taylor de Queen, en Montreaux , mientras Bowie pernoctaba en su casa de Clos des Mesanges.

bowie-and-bing-together

LAS MUERTES DE BING CROSBY Y MARC BOLAN

Lo que ocurrió en el mes de septiembre fueron las dos muertes trágicas de gente que recientemente Bowie se había involucrado con ellas. David grabó en los estudios Elstree de Londres, un especial Navideño y cantó junto a Bing Crosby “Noche de paz” y “El pequeño tamborilero”. Justo un mes después, Bing Crosby moría en La Moraleja, en Madrid, mientras jugaba al golf. Dos días antes, el 9 de septiembre había grabado una “jam” televisiva con su amigo de toda la vida Marc Bolan. Justo una semana después, el día 16 de septiembre Marco Bolan moría en accidente de tráfico , al salir de los estudios Olympic . Conducía su novia Gloria Jones, que había tenido un éxito con “Tainted Love”. Tras acudir al sepelio cuatro días después, Bowie regresó a Berlín bastante deprimido.

Octubre fue el mes de promoción del nuevo álbum “Heroes”. Viajó por toda Europa, concediendo entrevistas en Roma, París, Amsterdam y Londres. No, no vino a España de promoción . Sobre el 18 de octubre Bowie viajó a Kenia y se instaló en el Keekorok Lodge del Masai Mara. Es un absoluto misterio con quien viajó en aquella ocasión. Parece ser que fue con Monique Van Vooren, la actriz belga, porque días después de aquel safari, se les vio juntos en Nueva York . Instalado en Manhattan hizo promoción de “Heroes” . Bowie también grabó , como narrador
, “Pedro y el Lobo” de Prokfiev , en los estudios RCA B de Nueva York. Acabada la grabación , David no regresó a Berlín , sino que estuvo pasando una extraña semana en su casa de Clos Des Mesanges con su esposa Angie, en Ginebra. Pero no aguantó mucho y quiso pasar las Navidades en su casa de Berlín. Su hijo Zowie fue el invitado especial, acompañado de Marion, la “nurse” escocesa. El 8 de enero de 1978 , desde Berlín David Bowie acusó a su esposa Angie de abandonar a Zowie y pasar la navidad en Nueva York, con unos amigos, sin hacer siquiera una sóla llamada preguntando por su hijo. Ese mismo día, Angie regresó a Ginebra. Tras atiborrarse de pastillas para dormir, se cayó por la escalera de la casa y se rompió la nariz. Zowie se fue de Berlín y regresó con su madre el día 13 de enero.

justagigolobq

SOLO UN GIGOLO

Desde esa fecha hasta el 8 de febrero, David Bowie estuvo pintando mucho, su nuevo gran amor y aprendiendo el guión de una película titulada, en principio , “Gigolo” . El actor David Hemmings le había convencido de que interpretara a un oficial prusiano que volvía de la Primera Guerra Mundial y se convertía en un “gigolo” de los salones de baile de época pro-nazi de de Berlín. Bowie no se vio nunca en ese papel , pero como la “madame” del “dance hall” iba a ser Marlene Dietrich , David aceptó ilusionado. Además, Hemmings se había comprometido a dirigir el documental de la próxima gira mundial de Bowie. Incluso le había presentado a uno de sus escritores favoritos , Christopher Isherwood, el autor de “Goodbye to Berlin”, que había sido el origen de la historia de “Cabaret”.

Incluso Hemmings disfrutó de un presupuesto escandaloso gracias al cineasta Rolf Thiele, que había hecho la interesante “Lulu”, que muchos años después fue la historia de Lou Reed con Metallica. Su “partenaire” en la película era Sydney Rome, una propuesta personal de Bowie. Incluso entre los protagonistas , estaba la gran Kim Novak , que curiosamente resultó ser la última película en la que ha trabajó como actriz . Maria Shell hacía de madre de Bowie. Pero el prometido “·tete a tete” cinematográfico entre David Bowie y Marlene Dietrich nunca se produjo. La actuación de la diva se rodó en su casa de París , sólo durante dos días , en las que Marlene cantó el famoso “Just a gígolo” de Louis Prima y cobró doscientos cincuenta mil dólares. Una barbaridad. Más o menos los honorarios de Bowie , que se quedó sin siquiera conocer a Marlene Dietrich. En el film , Bowie actua con frialdad y nadie se puede creer que por su belleza y por su forma de bailar las mujeres maduras se le disputen y se vuelvan locas con él. El otro día volví a ver la película y es larga y tediosa, pero no da la impresión de ser tan mala como cuando se estrenó en 1978.

David Bowie acabó su rodaje en el film , exactamente, el 20 de febrero. Al día siguiente salió de Schönerberg y volvió al Masai Mara ,en Kenia para un segundo safari. Una vez más, no se supo quien le acompañaba. Debió de pasar más de dos semanas en Kenia. Porque David Bowie empezó a ensayar el “tour” de “Heroes” el día 16 de marzo en Dallas.

EL MURO QUE DERRIBO

Bowie_2496114b
El berlinés Bowie no volvió a ver el muro hasta el 16 de mayo, en plena gira, actuando en el Deutschland Halle ,pero ya no seguía pagando el alquiler de la casa en la Hauptstrasse. Ni siquiera quiso ir al estreno de la película “Just a Gígolo” en Bwerlín, el 16 de noviembre.
Bowie echó el telón de su época y acabó con su propio muro de Berlín. Que uno sepa , sólo volvió a Berlín , en 1987 ,cuando era más millonario que nunca, tras el éxito indescriptible de “Let´s dance” . Fue por una fotos realizadas por Dennis O´Reagan , con Bowie apoyado en varias localizaciones del muro de la capital berlinesa, tan sólo dos años antes de su caída definitiva.

david-bowie-becoming-more-of-a-recluse-1
No supimos nada del Berlín de Bowie, hasta que el día de su cumpleaños  , el 8 de enero del año 2013  conocimos “Where are we now?. Ua triste,meláncólica excursión por el Berlín de su días. Desde sus paseos de la Plaza Postdam a los estudios Hansa, andando al lado del muro. En la letra no falta el cabaret Dschungel de la calle Nuremberg , el supermercado Ka De We , tan cerca de su casa en Schönberg, el puente Bosebrucke, todos los recuerdos están en el hermoso tema “Where are we now?” .

Pero como dice la canción: ¿donde estamos ahora? .¿Donde estamos tras los 25 años de la caída del muro? Lo que sé con seguridad es que le echo mucho de menos.